Los nuevos Legacy/Outback llegan a Latinoamérica

Posted on 25/09/2009

1


Así como en los dos anteriores años fueron totalmente rediseñados los “pequeños” Subaru, el Impreza y el Forester, para el año 2010 se han lanzado los completamente rediseñados Legacy y Outback, que entraron muy recientemente al mercado latinoamericano, con unos pocos meses de rezago respecto al resto del mundo, como de costumbre.

Valga recordar que el Subaru Legacy es el heredero de la larga tradición de sedanes y vagonetas con tracción a las cuatro ruedas iniciada en los años 70 con el 1600, y Outback se inició como una variación más ruda del Legacy, luego por cinco años se convirtieron en modelos separados, y hoy son el Legacy un sedán muy civilizado que busca competir con los lujosos sedanes europeos, y el Outback es una rural con todas las de la ley más un equipamiento interior igual de lujoso que su hermano gemelo.

Para el 2010, ambos crecen significativamente, e introducen una transmisión CVT (continuamente variable) que parece ser la nueva moda luego de la secuencial que ya cumplió diez años.

Lo que llama la atención del Outback es que parece convertirse en la directa competidora de su hermano menor, el Tribeca, que no aparenta haber sido un enorme hit en ventas. En efecto, las diferencias de tamaño y el uso de los mismos motores (en el mercado norteamericano) parecen dar indicios de una pronta eliminación de la línea de más alta gama de Subaru. Tanto el espacio para piernas en el asiento trasero (por 84mm) como el espacio para caderas en los asientos delanteros (por 12mm) son superiores en el nuevo Outback, aunque el Tribeca gane en longitud y ancho totales (por 79mm y 53mm respectivamente). Lo que sí, el Tribeca tiene 10 litros más de espacio en el maletero, aunque pierde por tres litros en el espacio total del habitáculo.

En términos de equipamiento, las diferencias entre Outback, Legacy y Tribeca son casi inexistentes, salvo por pequeños detalles que la mayoría de usuarios no notará o, al menos, no le molestará. Con todas estas similitudes, la única razón por la cual se podría mantener en el futuro el Tribeca es por la existencia de una versión con tres filas de asientos, que no creo sea un atributo demasiado llamativo para los compradores, salvo claro aquellos que tienen cinco hijos.

El nuevo diseño de los gemelos Legacy/Outback da una sensación de lujo muy alta, aun superior a la que ya existía. Pero lo que más impacta es que el Legacy pasa de ser un lujoso sedán japonés a un lujoso sedán europeo hecho en Japón. Para de competir con el Camry y el Altima a competir con los BMW de la serie 5 o el Audi A4, en especial las versiones de 265 HP. El Outback, en cambio, no tiene un competidor directo, salvo el Audi Allroad Quattro, dos veces más caro. Sin embargo, se mete con los SUVs compactos y Crossover de todas las marcas, a pesar de no ser estrictamente comparable.

Ambos modelos han recibido las más altas calificaciones de seguridad, confort y relación precio/calidad por las más prestigiosas revistas y páginas web especializadas, aunque se trata aquí de las versiones para Norteamérica. En Sudamérica, los niveles de equipamiento son levemente inferiores, aunque no por ello dejan de ser lujosos y muy prácticos, y solamente se importarán las versiones con motorizaciones más pequeñas (de 2.0, 2.5 y 2.5 turbo), no estando disponible la versión 3,6 litros de seis cilindros. Habrá que ver en Bolivia qué precios tendrán, pero en Chile, que comparte el sistema de carga de estos vehículos nuevos y el rango de precios en fábrica, se ubican entre los 28.000 y los 36.000 dólares, es decir, poco más de la mitad de lo que cuestan los autos europeos comparables.

 

Esteban

Anuncios