Revoluciones y más allá – ¿O más allá de la revolución?

Posted on 12/10/2011

0


Una publicación del Instituto David Rockefeller para Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Harvard dedica su último número casi enteramente a Bolivia, tratando de explicar –o explicarse- los surreales fenómenos ocurridos entre septiembre del 2003 y septiembre del 2011. La publicación queda corta, por días, de los últimos sucesos que marcan un punto de inflexión esencial en nuestra historia a partir yo diría del 25 de septiembre recién pasado.

Explicar la política en Bolivia, mucho más a partir del aparición del hermano Evo, es una cuestión maniquea, donde el que está en contra del gobierno cree que todo lo que hizo es malo, y quien está “con el cambio” cree que el gobierno equivale al advenimiento  del Pachakuti. No falta quien bromea diciendo que los masistas han sido tentados por el “lado oscuro de la fuerza”.

En ese contexto, tratar de hacer un análisis académico de la realidad boliviana contemporánea resulta una tarea casi imposible, por lo que ReVista tuvo que acudir a varios autores, equilibrando los pro y los contra, que contribuyen de manera muy ilustrativa a pintar un retrato bastante acertado, aunque quizás algo superficial, de este nuestro extraño y misterioso país.

Abre el análisis Pablo Stefanoni, que creo que resume muy bien las posiciones y explicaciones que se encuentran en el resto de la publicación. Tras esta introducción Merilee Grindle y Mary Hilderbrand por una parte y Gonzalo Chávez hacen una descripción de lo que es Bolivia hoy. Siguen un par de retratos poco relevantes, y luego el análisis de la sociedad boliviana (contribuyen Xavier Albó, Sivia Rivera Cusicanqui, Gratzia Villaroel, Kate McGurn Centellas y Paula Peña), de su economía (con contribuciones de Juan Antonio Morales, Roberto Laserna, Gonzalo Alaiza, Elisabeth Rhyne y Félix Patzi Paco), de sus recursos naturales (con análisis de Nicole Fabricant y Kathryn Hicks, Fernanda Wanderley, David Daepp, Bret Gustafson y Nigel Asquith), de su sistema educativo (contribuyen Luz Jiménez Quispe, Brooke Larson, Marcia Mandepora y Helen Strom), de los procesos políticos (por Eduardo Rodríguez Veltzë, Fernando Mayorga, Martín Sivak y Miguel Centellas) y finalmente el arte y cultura (escriben Maristella Svampa, Alcides Parejas Moreno, Maritza Wilde y Mauricio Souza Crespo).

Como puede apreciarse, las personas que contribuyeron a esta publicación son muchas y de muy diversos antecedentes. Y aunque todos tomas clarísimas posiciones respecto a la gestión del MAS, todos hacen un esfuerzo por realizar su aporte sin apasionamientos ni caer en la panfletería – salvo quizás el señor Sivak – lo cual se agradece mucho. A partir de ello, no obstante, no hace falta decirlo, el lector tampoco quedará convencido de uno u otro, sino que reforzará sus propias convicciones. Pero el ejercicio de reflexión es muy saludable. La publicación invita a reflexionar profundamente sobre los tumultuosos eventos ocurridos entre octubre de 2003 y octubre de 2011, que nos llevaron al punto en el que nos encontramos hoy, esto es, entre la disyuntiva de seguir la aventura a la que nos lanzamos bajo riesgo de caer en el caudillismo absolutista, retomar las banderas de octubre y continuar sin el liderazgo del partido que mejor capitalizó el levantamiento popular, o finalmente decidir que equivocamos el rumbo y que debemos nomás volver a los paradigmas de antes. Por mi parte, me parece que la segunda opción es la más lógica, pero esa es solamente una humilde opinión.

Esteban

Anuncios
Posted in: Evadas